Nueva planta de producción

El viernes 4 de noviembre, la empresa FATZER AG Drahtseilwerk inauguró oficialmente su nuevo edificio en Romanshorn, Suiza, con más de 250 invitados. Así concluye una fase de expansión, compuesta por tres etapas de obras, que ha durado 7 años. Participaron en este evento numerosos invitados del ámbito de la política y la economía como el parlamentario Hermann Hess, el consejero de gobierno Walter Schönholzer y el consejero municipal David Bon.

En la nueva sede de producción se puede procesar una carga máxima anual de 15 000 toneladas de alambres de acero para cables de carga pesada para funiculares, aplicaciones arquitectónicas, así como cables de torno.

Los diámetros más grandes alcanzan 135 mm en cables cerrados y, 100 mm, en cables de torones, con un peso máximo de 200 toneladas por pieza. El impulso innovador de la empresa no solo se manifiesta en la robusta línea de estirado, con una fuerza de tracción de 750 toneladas, para el preestirado de cables arquitectónicos. También se hace patente en la instalación de pruebas propia del taller y única en el mundo, que permite probar cables de 6 y 8 torones con un diámetro máx. de 60 mm y a una velocidad máxima de hasta 18 m/s. Además, con el dispositivo de prueba MI “TRUscan” expresamente desarrollado, se comprueba regularmente la presencia de roturas en los alambres por medio de la vigilancia remota.

FATZER, como parte del Grupo BRUGG, sigue siendo propiedad privada, continuando así con el legado del fundador. En sus 180 años de historia empresarial, la empresa ha mantenido su posición de líder de mercado a nivel internacional en la fabricación de cables metálicos para cargas pesadas y, gracias a su presencia global y a su plantilla internacional, siempre está cerca del cliente y a la vanguardia de los desarrollos, las tendencias y las innovaciones actuales. FATZER cuenta con alrededor de 104 empleados en su sede suiza.

FATZER AG Opens its New Production Facility from Fatzer Wire Ropes on Vimeo.